La mujer caìda.

   Nunca insultèis a la mujer caìda!

Nadie sabe què peso la agobiò,ni cuantas luchas soportò en la vida,¡hasta que al fin cayò!

¿Quien no ha visto mujeres sin aliento asirse con afàn a la virtud,yresistir del vicio el duro viento con serena actitud?

Gota de agua pendiente de una rama que el viento agita y hace estremecer;¡perla que,el càliz de la flor derrama,y que es lodo al caer!

Pero aùn puede la gota peregrina su perdida pureza  recobrar,y resurgir del polvo,cristalina,y ante la luz brillar.

Dejad amar a la mujer caìda,dejad al polvo su vital calor,porque todo recobra nueva vida con la luz y el amor.

VICTOR HUGO.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: